Mi vieja portátil ha muerto

Recientemente comentaba en mis perfiles de redes sociales con mucha tristeza la  "muerte" de mi computadora portátil HP Envy Sleekbook 14 que llevaba conmigo 6 años. Me la habían regalado en el año 2012, comprada recertificada grado A, venía con un Core i3 de 2da generación, 4GB de RAM, 500GB de disco, gráfica Intel HD 3000 y una tarjeta WiFi cuya característica más notable era no funcionar con controladores libres.

Recuerdo que ni bien llegué a casa con la portátil en mano la desarmé y le agregué otro módulo de 4GB de RAM, un dispositivo de estado sólido (SSD) de 128GB y reemplacé la tarjeta WiFi por otra de una portátil HP antigua que sí funcionaba con software libre. Luego le instalé Trisquel GNU/Linux y tenía mi computadora funcionando con 99% software libre.

Hasta los 2 años de su adquisición fue mi única computadora, recibiendo cargas de trabajo a veces exhaustivas y estando muchas horas al día encendidas, siempre respondió bien. Tanto que, luego de 6 años continuaba dando un buen rendimiento, por lo que hace poco tiempo, eligiendo ignorar que ya se encontraba al final de su vida útil, le había hecho algunas mejoras y por tan solo 150 dólares volví a usar mi computadora para trabajar como el primer día. Con un poco de cuidado, prescindiendo de nuevas funcionalidades que quizás no usemos nunca y ayudados por el sistema operativo GNU/Linux los dispositivos pueden acompañarnos durante mucho tiempo, creo que es una forma interesante de combatir la obsolesencia programada.

Pero contrario a lo que preveía, dejó de funcionar por un golpe y no por el uso. Fueron casi 7 años. Una infortunada caída desde 30cm de altura dentro de una mochila terminó con su vida útil. Luego de muchas pruebas e intentos no volvió a encender.

Demás está decir que no hay moraleja, simplemente por ser este mi blog personal quise comentar un tema personal que me mantuvo ocupado en los últimos días, y una reflexión sobre mi pequeña experiencia ignorando la obsolesencia y llevando un dispositivo durante más tiempo del que espera el mercado. Próximamente estaré escribiendo sobre mi nueva ThinkPad, equipo que vino a sustituir esta portátil.

Actualización: aquí les cuento mis primeras impresiones sobre mi nueva portátil.

 

Comments